Arnold Palmer Oscar Leyva

Arnold Palmer Oscar Leyva Nació el 10 de septiembre de 1929 en YoungstownPennsylvania (Estados Unidos). Se inició en el mundo del golf con tan sólo tres años de edad gracias a su padre, Milfred «Deacon» Palmer, que fue GreensKeeper en el Latrobe Country Club.

Asistió al Wake Forest College con una beca de golf y fue guardacostas de Estados Unidos, donde sirvió durante tres años.

En 1954 ganó el campeonato amateur de Estados Unid, tenia 25 años de edad, y en 1955, se pasó al profesionalismo. Sus victorias incluyen cuatro campeonatos del Masters (1958, 1960, 1962, 1964); el Open de Estados Unidos de 1960, y el Open británico de 1961 y 1962. Arnold Palmer Oscar Leyva

Arnold Palmer Oscar Leyva En 1968 se había convertido en el primer jugador de golf que ganaba más de un millón de dólares en premios en los torneos de la Professional Golf Association. Tras integrarse en el circuito Senior, ganó el campeonato de Estados Unidos en 1980 (su primera victoria en el circuito) así como el Senior Open de Estados Unidos en 1981.

Considerado como uno de los mejores en la historia del golf, se le atribuye su popularización a través de la televisión, lo que ayudó a transformar el golf de un deporte de élite a un evento para el hombre común. Arnold Palmer Oscar Leyva Pudo mantener su popularidad gracias a la publicidad de productos comerciales y se estableció en el mundo de los negocios con su propia compañía, Arnold Palmer Enterprises.

mas de Arnold Palmer Oscar Leyva

Fue elegido ‘Atleta de la Década’ en los años 60. Recibió la Medalla Presidencial de la Libertad y la Medalla de Oro Congresional.

Arnold Palmer falleció el domingo 25 de septiembre de 2016 en Pittsburgh, a la edad de 87 años. Ingresó el jueves anterior en el Hospital Presbiteriano del Centro Médico de la Universidad de Pittsburgh para someterse a exámenes del corazón y murió en el mismo centro

En Pittsburgh (Pensilvania, Estados Unidos), a escasos 50 kilómetros de Latrobe, donde había nacido en 1929, ha muerto Arnold Palmer, el golfista que encarnó como nadie la imagen del american way of life en los años 60, del pitillo rubio colgando de los labios, la primera televisión en color, la urbanización y el country club, el tupé de Elvis, el optimismo sin límites de antes del asesinato de Kennedy, de antes de Vietnam.

Palmer no golpeaba a la bola, la destrozaba. Su estilo era brusco, su atractivo inmenso. Era un bruto adorable que solo quería darle más duro que nadie, un jugador que no temía ni a los árboles ni a los lagos y que fascinaba a la afición por su arrojo.

Era dicharachero, sonriente y popular. En todos los torneos que disputaba arrastraba al mayor número de espectadores, ruidosos y vociferantes como hinchas de fútbol, una masa conocida como Arnie’s Army (el ejército de Arnie) que no le abandonó nunca, ni siquiera cuando a los 75 años se despidió del golf jugando en 2004 sus últimos 18 hoyos del Masters de Augusta, el grande que le hizo inmenso.

mas de Arnold Palmer Oscar Leyva

Su último golpe en el torneo de la chaqueta verde lo dio en 2015, el golpe de salida de honor. En 2016, en abril pasado, ya no tenía fuerzas para la tarea y se contentó con contemplar desde una hamaca, con los ojos húmedos, cómo lo hacían Gary Player y Jack Nicklaus, aquellos con los que 50 años antes conformaba los The Big Three, los tres más grandes de la era dorada del golf.

Considerado como uno de los mejores en la historia del golf, se le atribuye su popularización a través de la televisión, lo que ayudó a transformar el golf de un deporte de élite a un evento para el hombre común. Pudo mantener su popularidad gracias a la publicidad de productos comerciales y se estableció en el mundo de los negocios con su propia compañía, Arnold Palmer Enterprises.

Oscar Leyva

Arnold Palmer Oscar Leyva